Oruro, Bolivia. 23 de febrero de 2020
  • close

El cráneo se encontró hace 2 años en la hacienda San Javier y estaba en custodia

Continúa la búsqueda para encontrar los restos de Marcelo Quiroga Santa Cruz

Hacienda en San Javier de Hugo Banzer

timerTiempo estimado de lectura: 14 minutos, 20 segundos

account_box


Periodista | EL FULGOR.com
location_city La Paz, Bolivia
date_range 25 de noviembre de 2018

Edgar Ramírez, presidente de la Comisión de la Verdad dice que el cráneo no  es de Marcelo Quiroga pero que se procederá a la verificación genética y de ADN. Por su parte el IDIF ratificó que el cráneo no corresponde a Marcelo Quiroga Santa Cruz. Frank Campero abogado del  excoronel Roberto Melean Rondón presunto sepulturero del líder socialista,  asegura que el cráneo corresponde a Marcelo Quiroga.



Después de 38 años de la desaparición de Marcelo Quiroga Santa Cruz, la búsqueda incansable por encontrar sus restos humanos continúa, pero, el país parece no sólo buscar un cuerpo para darle cristiana sepultura, sino pretende encontrar en él todo un pensamiento ideológico que saque al país de la pobreza y el saqueo, a partir de la necesidad de encontrar la liberación nacional que, pasaba -según Marcelo-  por sustituir a las élites gobernantes  que surgieron de la Revolución del 9 de Abril de 1952 y, que 30 años después seguían en el poder y proponía  que el núcleo económico del país sea la producción articulada entre la sociedad civil y el Estado.

Ese parece ser el fin de una búsqueda incansable de los restos del líder del Partido Socialista 1,  que fue victimado por la más nefasta de las dictaduras que tuvo Bolivia, Luis García Meza y Luis Arce Gómez apadrinada y condicionada por otro de los dictadores  Hugo Bánzer Suárez, que planificó e hizo ejecutar el asesinato de Marcelo Quiroga.

Esta historia de dictadura y muerte  de Marcelo Quiroga tiene 38 años y encarna relatos tenebrosos de odio de su asesino y sus cómplices desde su captura, tortura, asesinato y desaparición y, lo peor, también en su búsqueda, que siempre estuvo manipulada por la política.

El 18 de julio de 1980 empezó a contarse y escribirse un  nuevo capítulo nefasto, en la búsqueda de los restos de Marcelo Quiroga Santa Cruz,  Carlos Flores Bedregal y cientos de desaparecidos.

El Embajador de Argentina el año 2015 anuncia la llegada del equipo forense.


DÓNDE EMPIEZA EL MACABRO ASESINATO DE MARCELO

Comenzó con las propias palabras de Marcelo Quiroga Santa Cruz, en 1979 cuando en el Congreso en 1979 concluyó sus alegatos para juzgar en un juicio de responsabilidades al excoronel que se ascendió a general, Hugo Bánzer,  por siete años de dictadura y saqueo al que sometió al país y tenía como objetivo, inhabilitarlo para presentarse a las elecciones y continuar como presidente democrático y también con esto interpelaba a toda una clase militar y política que se apoderó del gobierno.

“Sabemos que más pronto que tarde se van a cobrar, esto que estamos haciendo. ¡Estamos dispuestos a pagar este precio¡” dijo Marcelo Quiroga, después de 12 horas de una brillante exposición de alegatos contra el dictador donde, también predijo su sentencia de muerte y había, también identificado a su asesino.

El coronel Hugo Bánzer accedió al poder mediante golpe de estado el 21 de agosto de 1971 e instauró una dictadura con permanentes atentado a los derechos humanos que incluyó la persecución, asesinato, secuestro, tortura , desaparición y despilfarro de los fondos públicos y la alianza con las dictaduras de Paraguay, Uruguay, Argentina y Chile para ejecutar el Plan Cóndor una macabra alianza que incluía el intercambio de presos políticos para su desaparición y en muchos casos el despojo de hijos para ser adoptados por militares estériles, por lo general.

Tras los siete años de dictadura, una huelga de hambre encabezada por la Iglesia católica con los jesuitas  Luis Espinal y Xavier Albó y las mujeres mineras con Domitila Chungara obligaron a Banzer a que se diera una apertura democrática, retornen los exiliados y los partidos políticos tengan vigencia y convocó a elecciones generales para 9 de julio de 1978  cuando su candidato oficial Juan Pereda Asbún, fue acusado de fraude tras robar y transportar papeletas de sufragio ya marcadas. Como se produjo la anulación de las elecciones Pereda Asbún protagonizó un golpe de Estado que obligó al dictador Bánzer a exiliarse en Argentina.

La histórica fotografía de Marcelo Quiroga en el Congreso después se 12 horas continuas de alegatos.


Pereda gobernó cuatro meses y fue derrocado por el general David Padilla Arancibia, quien presidio la junta militar desde el 24 de noviembre de 1978  y convocó de inmediato a elecciones. El 8 de agosto de 1979 fecha en que entregó el poder a Wálter Guevara, para llamar a elecciones  porque Hernán Siles de la UDP no obtuvo la mayoría absoluta de votos. Tres meses después Alberto Natusch Busch le dio un golpe de estado, que fue nefasto pues provocó el 1ro de noviembre de 1979 una gran masacre. Los líderes políticos salieron al exilio y desde ahí se organizaron para la resistencia y lograron reabrir el Congreso el 16 de noviembre de 1979  y le dio el poder interino a Lidya Gueiler Tejada, quien nombró a su primo hermano Luis García Mesa Tejada como Comandante en Jefe delas Fuerzas Armadas.

El general Luis García Meza y el coronel Luis Arce Gómez apadrinados por Hugo Bánzer y con el compromiso de asesinar al líder del partido socialista Marcelo Quiroga Santa Cruz -que obtuvo el tercer lugar en las elecciones generales de 1979- asumió el poder en un cruento golpe de estado que empezó a gestarse con el asesinato del padre jesuita Luis Espinal Camps  (22 de marzo de 1980), quien, protagonizó la huelga de hambre contra Bánzer para que deje el poder.

García Meza y Arce Gómez cumplieron su promesa y el día del golpe de Estado, el 17 de julio de 1980,  violando todos los derechos internacionales asaltaron el edificio de la Central Obrera Boliviana (COB)  rodeándolo con  ambulancias de la Caja Nacional de Salud y paramilitares armados dentro con armamento militar. En la COB  se reunía el Comité de Defensa de la Democracia (CONADE)  todos fueron detenidos, incluyen  Juan Lechín Oquendo que presidia la reunión, pero se separó al líder Marcelo Quiroga y Carlos Flores Bedregal, quienes después de ser heridos con ráfaga de ametralladora, fueron llevados con vida al Gran Cuartel de Miraflores donde fueron torturados y asesinados.

Ahí se produjo la desaparición de su cuerpo. García Mesa y Luis Arce Gómez, para consolidar su poder cumplieron  con la promesa que habían formulado al dictador Hugo Bánzer Suárez, la muerte de Marcelo Quiroga, silenció a una generación, pero sobre todo permitió que Bánzer se vuelva demócrata y funde su partido Acción Democrática Nacionalista –ADN- que le permitió ascender a la presidencia con un segundo mandato “democrático” apoyado por el Movimiento de Izquierda Revolucionario MIR con quien formó el Acuerdo Patriótico. Bánzer accedió a la presidencia con  menos de 20% de los votos, nunca terminó su mandato pues el cáncer lo consumió cediendo la presidencia a Jorge “tuto “ Quiroga.

El dictador Hugo Banzer, nunca pagó por su crimen.


LOS MACABROS RELATOS

Los asesinos materiales de Marcelo Quiroga Santa Cruz en varias oportunidades hicieron macabros relatos sobre su muerte y la desaparición de sus restos, entre los más importantes esta su víctimador material el “Killer”, Luis Arce Gómez, Luis García Meza y el intelectual Hugo Bánzer.

Uno de los macabros relatos fue hecho por el general García Mesa quien sostuvo que en el Gran Cuartel de Miraflores un grupo de militares de bajo rango encabezado por Luis Arce Gómez se hizo cargo. Hizo cortar un turril, lo metieron ahí con  gasolina, quisieron quemarlo  y sólo se chamuscó”, relató.

Posteriormente, dijo que Hugo Bánzer pidió su cadáver. “EL ex prefecto de Santa Cruz dio el avión y la autorización para que aterrice en la pista de tierra de San Javier fue Waldo Bernal Pereira mi ministro”, recordó García Mesa.

Por su parte,  el periodista de Santa Cruz, Roberto Navia, realizó una entrevista  a Luis Arce Gómez a quien le preguntó: ¿Durante su gobierno se registró el asesinato a Marcelo Quiroga Santa Cruz y la desaparición de su cuerpo. ¿Usted lo mandó matar?. Árce Gómez fue enfático y dijo: El que lo mandó matar fue el general Hugo Banzer Suárez. Tenía motivos para hacerlo porque Quiroga Santa Cruz le estaba abordando un juicio de responsabilidades por delitos que se le acusaban en su gobierno militar (1971-1978). El mismo Banzer me lo dijo.

¿Dónde están los restos de Marcelo?, le replicó el periodista. Arce Gómez sostuvo:  Sí, lo sé. Ya dije que está enterrado en la hacienda que tenía Banzer en San Javier (Santa Cruz), pero no dije el lugar preciso. Yo lo sé porque fue el mismo Banzer que me lo dijo. Me acuerdo cuando lo visité en su hacienda y me dijo: “A este carajo que quiso hacerme un juicio lo tengo enterrado aquí mismo, está bajo mis pies”. Y me apuntó el lugar.  

¿Cómo puede estar usted seguro de que Banzer no le mintió?. Me acuerdo que ese mismo día que mataron a Marcelo Quiroga, Banzer me llamó desde Santa Cruz a La Paz diciéndome que estaba enviando una avioneta para que yo le envíe en ella el cuerpo de Marcelo. La avioneta aterrizó en la pista militar de La Paz, coloqué los restos de Quiroga Santa Cruz en una caja de latón (hecho de una aleación de cobre y zinc), lo hice subir a la nave y lo despaché tal como me lo pidió Banzer. Y yo le creí al general cuando me dijo que lo había enterrado en su hacienda, porque  no hay que olvidar que en su hacienda, operaba una pista donde podían aterrizar avionetas.

Ahora, lo que yo ya no sé es si Banzer pudo haber sacado el cuerpo de su hacienda durante los años de su gobierno democrático (1997-2001). Banzer no era tonto.

Después vinieron varias investigaciones incluida la del Juez Alberto Costa Obregón quien además le dio un gran impulso al esclarecimiento del caso.

Luis Arce Gómez Y Luís García Meza, en pleno poder.


CRONOLOGÍA DE UNA NUEVA MENTIRA O ESPERANZA

El miércoles 12  de agosto 2015, Frank Campero,  abogado de Roberto Melean el presuntamente sepulturero de Marcelo Quiroga, viajó a Sucre para entregar a la Fiscalía General del Estado el croquis donde se encontraba la tumba del líder socialista.

El croquis señalaba que los restos de líder socialistas se enterraron en Santa Cruz en la hacienda de Hugo Bánzer, en San Javier próximo a una capilla, los mismos –relató macabramente el abogado- se “encontraban envueltos en una bolsa nylon, introducidos en una caja de piano y sepultados a un metro de profundidad”.

El sábado15 de agosto de 2015, la Fiscalía General del Estado desplazó una comisión de fiscales a la ciudad de Santa Cruz a la hacienda del general Hugo Bánzer para verificar la autenticidad del croquis que entregó Roberto Melean sobre dónde estaban ubicados los restos de Marcelo Quiroga Santa Cruz.  Estando entonces en funciones el cuestionado Fiscal Ramiro Guerrero, dijo que era un desplazamiento de reconocimiento y que dependiendo de los resultados se procedería a la excavación con peritos y antropólogos, declaró, cuando también anticipó la llegada de peritos argentinos.

El 14 de febrero de 2017, el embajador de Argentina en Bolivia, Normando Álvarez, informó al país que un equipo de antropólogos forenses argentinos llegarían en marzo de 2017 para proceder a la búsqueda  e identificación de restos de personas desaparecidas durante la dictadura de Luis García Meza (julio 1980 hasta agosto de 1981).

El equipo de expertos forenses argentinos ya cooperó  a Bolivia el año 2009 en la exhumación e identificación de los restos de los guerrilleros asesinados en la guerrilla de Teoponte en 1970.  La delegación llegó encabezada por Silvana Tuner y sostuvo que la búsqueda se centraría en la ciudad

LA PRUEBA EN CUSTODIA DE HACE DOS AÑOS

En este largo proceso empezó otro el lunes  19 de noviembre de 2018 el Fiscal General Superior de Sucre, Gilbert Muñoz, dijo que el Ministerio Público tenía hace dos años en  custodia restos óseos que le fueron entregados por el equipo Argentino de Antropología Forense que trabajó en la hacienda de San Javier de propiedad del exdictador Hugo Bánzer Suárez y que se presume  son de Marcelo Quiroga Santa Cruz.

"Hay un tema de comparación que se debe realizar con la evidencia encontrada y que se presume podría pertenecer a Marcelo Quiroga Santa Cruz, entonces esta evidencia que se la tenía en custodia se la está comparando con familiares de Quiroga Santa Cruz", informó el fiscal superior Gilber Muñoz.

El 21 de noviembre de 2018 el Instituto de Investigaciones Forences IDIF, dependiente de la Fiscalía General del Estado, Gustavo Lima, fue enfático al sostener: “hemos indicado claramente que no existen restos óseos que se vinculen con el caso Marcelo Quiroga Santa Cruz”.

Por otro lado el mismo día, la Comisión de la Verdad informó mediante un comunicado dijo que su trabajo está siendo coordinado por el IDIF y la Fiscalía en el acopio de información, recojo de testimonios y trabajo de campo, en este contexto, señaló, que están todos los conjuntos óseos que tiene el IDIF legalmente y que serán analizados y verificados para devolver a la sus correspondientes familiares de víctimas de desaparición.

Luís Arce Gómez, ayer y hoy.


En este contexto, Edgar Ramírez, presidente dela Comisión de la Verdad hizo un llamado para que todas las familias de desaparecidos, especialmente en el golpe de julio de 1980 entreguen muestras de ADN y genéticas para su verificación. Además, apuntó que la familia de Quiroga Santa Cruz aceptó que la Comisión de la Verdad verifique la caja con restos  que les fue entregada en 1980.

“Necesitamos hacer la constatación de ADN para saber si esos restos corresponden a Marcelo, para eso hemos solicitado que nos permita hacer una muestra de uno de los hijos y hacer la comparación respectiva”, dijo Edgar Ramírez, miembro de la Comisión de la Verdad, al advertir que este proceso se concretaría el 28 de noviembre próximo.

Consultados sobre el hallazgo del cráneo, Ramírez aseguró que es una mera especulación que busca desviar la información o publicidad en torno a trabajos literarios que se han hecho.

Para el ministro de defensa Javier Zavaleta, el hallazgo sería gratificante para la familia, empero se debe esperar a la verificación del mismo. “El hecho de haber encontrado restos de una persona con tiro en el cráneo en propiedad de un expresidente, merece una investigación exhaustiva sea de quien sea”, dijo.

Por su parte la familia de Marcelo Quiroga Santa Cruz, que tiene en su poder una caja que, presuntamente, contiene los restos de Marcelo Quiroga Santa Cruz y que les fue entregada por Monseñor Alejandro Mestre en 1980, aceptó someterse al examen genético y a entregar la caja para proceder a la correspondiente comparación.

Este tortuoso y doloroso proceso de verificación de si son o no los restos de la  Marcelo Quiroga empezará el 28 de noviembre de 2018, cuando la Comisión de la Verdad, la Fiscalía General del Estado que tiene en custodia dos años el cráneo que presume es del líder socialista y el IDIF se pongan de acuerdo y trabajen con transparencia  y en busca de una verdad, que requiere un país, que a lo largo de sus 188 años de vida aún no encuentra el camino para avanzar y salir de la pobreza.

Los equipos forenses argentinos tienen una gran experiencia en la búsqueda de restos de desaparecidos en las dictaduras, pues sólo en el gobierno de Rafael Videla -la más terrorífica de las  dictaduras- se estima que  30.000 fueron asesinados  y 10.000 fueron desaparecidos. Los forenses argentinos a lo largo de estos años les han dado no sólo esperanza sino que han encontrado, identificado y entregado restos a sus familias.

La búsqueda de Marcelo Quiroga y de los cientos de desaparecidos puede ayudar a construir un mundo conjunto hacia la liberación con empleo y producción.


Página vista veces








ElFulgor.com © 2016-2019 Oruro, Bolivia