Oruro, Bolivia. 18 de diciembre de 2018
  • close

Un Oncológico para Oruro

Antesala de ingreso a la Unidad Oncológica.

account_box


Periodista | EL FULGOR.com
email [email protected]
location_city Oruro, Bolivia
date_range 15 de abril de 2018

Son dos años de ir y venir de Cochabamba, peregrinando por la salud de mi hijo, ya son 20 mil dólares gastados, un montón deudas, estoy vendiendo mi casa, y aunque sé que mi hijo se va a ir, porque su cáncer es terminal, sigo luchando, expresó Elba Arancibia, madre de un joven de 16 años de edad, quien fue diagnosticado con osteosarcoma (cáncer de hueso), hace dos años.

La familia de doña Elba, es solo un ejemplo, de las miles de familias orureñas, que deben trasladarse a otros departamentos, por lo general a La Paz o Cochabamba, para poder ser atendidos, dejando otros hijos, trabajo…

Muchas veces no cuentan con los recursos económicos para el tratamiento, pero menos se tienen los recursos para poder mantener a un acompañante al lado del familiar enfermo, que obviamente requiere donde dormir y qué comer.

Doña Elba es auxiliar de enfermería, pero no ejerce debido a la enfermedad de su hijo, como ayuda en el Hospital atiende la comida, de donde obtiene a lo sumo 1.500 bolivianos mensuales. Su esposo es chofer, y todo lo que gana, está dispuesto para el tratamiento del joven.

Tenemos que caminar sin comer, a veces no tenemos donde quedarnos y nos quedamos a dormir en la terminal, así sentados, esa es nuestra realidad, y yo no quiero eso para otras familias orureñas”, aseguró doña Elba, con sus ojos llenos de lágrimas, pues las kermeses ni las rifas, alcanzaron para cubrir los gastos.

Hace algún tiempo, presentó un proyecto al gobernador de Oruro, Víctor Hugo Vásquez, para la implementación de un servicio de Oncología para nuestro departamento, con el fin de que las familias orureñas no tengan que pasar las penurias que la suya debió pasar.

Para una sesión de quimioterapia, fácilmente se requiere entre 3 mil a 4 mil bolivianos, solo para los medicamentos, que también deben ser traídos de otras ciudades.

Ojalá Dios quiera que me ayuden. No estoy buscando mi beneficio, sino algo para todos quienes están pasando por mi situación, en nombre de mi hijo. Oruro merece tener un servicio de Oncología bien equipado”, sostuvo la madre, que pese a su expresión de total tristeza, reflejó su esperanza por mejores días.

Elba Arancibia.


RESPUESTA DEL GOBERNADOR

Conociendo la inquietud y la propuesta de doña Elba, conversamos con el gobernador Vásquez para conocer su respuesta a tal sugerencia.

La autoridad, con mucha calma y segura del avance logrado en este tema, manifestó que este proyecto ya se ha implementado la gestión pasada, habiéndose creado una Unidad de Oncología en el Hospital General “San Juan de Dios”, afirmando que si bien se lo hizo de manera rápida y no muy adecuada ya se tiene un lugar.

Sin embargo, refirió que al contar ya con el Hospital de Tercer Nivel, se ve la posibilidad de ampliar y convertir la unidad en un Centro de Oncología, mucho más grande, y con mayor financiamiento.

Hemos hablado con el director del Hospital, y el director del Sedes, para hacer una inversión primera de 10 millones de bolivianos, porque tenemos que avanzar de manera gradual, y hasta fin de año estaremos implementando el Centro de Oncología, que no será muy grande pero va a permitir que mucha gente que está viajando a La Paz o Cochabamba, pueda quedarse acá”, dijo Vásquez.

Pero además señaló que se piensa en un Hospital Oncológico, que será un proyecto mucho más complejo, y que requerirá de mucho más tiempo, pero que se tienen importantes avances, pues ya se cuenta con un terreno de 7 hectáreas donado a la Gobernación por parte de la Fundación del Cáncer, que está en proceso de traspaso legal, con la condición de que se busque financiamiento para su construcción, en ese sentido se tuvo un acercamiento con la Caja Nacional de Salud (CNS), que tendría dos años para la instalación del mencionado nosocomio especializado.

El terreno se encuentra en Chusaqueri, y si bien se anticiparon conversaciones con la CNS, el gobernador no descartó también otras opciones.

Para Vásquez, una de las causas porque Oruro, en pleno siglo XXI, no cuente con un servicio de oncología, es que “ha tenido un liderazgo que no tenía futuro, siempre ha sido pelearse entre ellos, decir no a todo, y gracias a Dios estamos cambiando, queremos un liderazgo positivo, proactivo, capaz de convertir la derrota en victoria, y para eso debemos unirnos”, señaló la autoridad.

Más sobre este tema:

Un médico, una camilla y un escritorio

Página vista 342 veces










ElFulgor.com © 2016-2018 Oruro, Bolivia