Oruro, 27 de mayo de 2018
  • close

CAPUZ CULTURAL

Arte y libertad

account_box


El FULGOR.com
location_city Oruro, Bolivia
date_range 04 de marzo de 2018

En la última semana, hemos leído en varios recursos esta palabra que había tenido connotación en nuestra ciudad como en ninguna otra ocasión. Para ello decidimos apelar a la consulta de la Real Academia de la Lengua para entender su significado. Esta instancia de la lengua iberoamericana nos dice que Arte es: “Manifestación de la actividad humana mediante la cual se expresa una visión personal y desintegrada que interpreta lo real o imaginado con recursos plásticos, lingüísticos o sonoros.

Nuestra región, o mejor dicho nuestro departamento del cual forma parte la Serranía Sagrada de los Urus (como lo califica acertadamente don Carlos Condarco Santillán), tiene expresiones artísticas en diferentes manifestaciones. Hemos conocido, por ejemplo, petroglifos arte rupestre, arte sacro y tanta variedad que podemos llenar un repositorio como el Louvre con estas expresiones artísticas; aunque en el caso particular solo nos estamos refiriendo a los recursos plásticos.

Grandes maestros y aprendices de este arte han plasmado sus obras en diferentes soportes: muros o lienzos, o como en algún caso que nos tocó apreciar, al interior de pedrones de grandes montañas.

Podremos preguntarnos ¿cuál es el límite?, pues en al arte todo es infinito. Sin embargo, debemos colocar una pausa al arte y debemos discurrir en la definición de libertad (también muchas veces usada y tergiversada). Este constituye un valor axiológico que fue parte de la trilogía conquistada por el pueblo en la revolución francesa que dio lugar al Liberalismo del siglo XIX, por supuesto incluyendo la connotación política.

¿Qué pretendemos decir?, siguiendo la axiología, la libertad es el pleno ejercicio de la conciencia para pensar y obrar según la propia voluntad. Aunque, jurídicamente la libertad tiene un límite que es precisamente el derecho del prójimo. Podemos colegir, que no podemos ejercer libertad si afectamos el derecho del otro pues estaríamos cayendo en el ámbito de lo ilegal.

¿Qué relación tenemos con el arte?. Desde la historia de la humanidad, mientras el ser humano intentaba expresar sus ideas y no conocía de la escritura lo hacía a través del arte dibujando escenas en cuevas o inclusive en las piedras. En la evolución, esta expresión fue evolucionando y se pueden apreciar desde la antigüedad grandes obras como las de Pompeya.


En el Cristianismo, se utilizó el arte para promover la Enseñanza de las Escrituras y mostrar a los personajes cuya Santidad fue destacada en determinadas etapas de la historia como ejemplo de vida. En el periodo de la Conquista, se utilizó el arte a través de los lienzos para promover la enseñanza a los indígenas que iban a ser evangelizados. Por supuesto, que ellos también tenían su propio arte y cuando aprendieron de los conquistadores plasmaron sus símbolos subrepticiamente en muchas obras o bien fueron parte del sincretismo.

Estas imágenes, que solo son representaciones o como conocemos: “Advocaciones”, se volvieron a través del tiempo en parte del imaginario de los devotos. Posiblemente en muchos casos cayó en la idolatría, situación tolerada porque en los tiempos pre hispánicos los pueblos indígenas eran precisamente idólatras y no se podía separar pues se encontraba muy arraigado, a tal punto que muchos dios prehispánicos tuvieron que ser sustituidos por Santos de la religión Católica.

Como muchas de estas imágenes ocuparon altares importantes en los templos, su devoción fue transmitida de generación en generación y arraigaron tradiciones, costumbres y además leyendas que fueron parte de la cultura local. En este sentido, se convirtieron en parte de una identidad.

Sin embargo, como se vio también en la historia de la humanidad, el arte es infinito y se puede apreciar de diferente manera según el ojo subjetivo de quien la aprecia. Pero si cargamos tradiciones, leyendas e historia y de pronto vemos alguna distorsión de estas imágenes en uso de un supuesto ejercicio de la libertad, entender que deja de ser un valor, aunque en el transcurso del tiempo, le dará el valor para apreciarla.

Como cristianos, nos queda apreciar el arte y tener la capacidad que Dios nos dio para discernir lo que está bien o mal, y ese discernimiento es lo que nos permite la racionalidad y esta nos permite actuar dentro la moral y la ética. El arte no condiciona la forma de pensar, pero si es el ejercicio de la libertad, en este aspecto en ejercicio de nuestra racionalidad.


Página vista 123 veces














ElFulgor.com © 2016-2017 Oruro, Bolivia