Oruro, 24 de junio de 2018
  • close

Aciertos y desaciertos se destacan en los 8 años del Estado Plurinacional

· La inclusión de campesinos y el reconocimiento de la mujer
· Crecimiento en el país se debe a bonanza económica y no al desarrollo o progreso

EL FULGOR.com
date_range 23 de enero de 2018

Aciertos y desaciertos se destacan en los análisis y evaluaciones por los 8 años del Estado Plurinacional. Se destaca la inclusión de sectores antes marginados y la participación de la mujer boliviana, pero también se critica que existe bonanza económica, pero no por el desarrollo o progreso como país.

En esta coyuntura el gobernador del Departamento de Oruro, Víctor Hugo Vásquez Mamani, parte del Movimiento Al Socialismo (MAS), refirió que se debe destacar el reconocimiento y la inclusión de la gente del campo que por muchos años ha estado sometida y aislada, pero también es un mérito del Estado Plurinacional el reconocimiento a la mujer boliviana, porque “con la anterior Constitución no se la valoraba, pero hoy se da el valor a la mujer”.

Asimismo, sostuvo que son un gran mérito, las obras que se han hecho en el campo y la ciudad, porque nunca en la historia de Bolivia se ha visto tantas obras ejecutadas.

Puso como ejemplo a Oruro donde se ha construido el hospital de tercer nivel Corea-Oruro, también mencionó infraestructura para educación, deportes, vinculación caminera.

“Después de muchos años por fin se ha concluido el camino Oruro-Pisiga, que es una red fundamental, que va a inyectar el comercio a nuestro departamento y al país, el próximo fin de semana se entregará el camino Oruro-Ancaravi-Turco- -Cosapa-Tambo Quemado, entonces Oruro tendrá dos salidas una Pisiga-Iquique y otra a Tambo Quemado-Arica”, remarcó la autoridad departamental.

Sin embargo, también reconoció, que existen aspectos en los que se debe trabajar mucho, por ejemplo, en la erradicación de la corrupción, de la burocracia, e industrialización.

“Entre los desaciertos por ejemplo podemos citar el tema de la corrupción que es fundamental seguir trabajando en los mandos intermedios, aunque hay que recordar a la población que nunca antes funcionarios públicos, como jueces han ido a la cárcel por temas de corrupción hoy sí, esa es una prueba de que se ha hecho una lucha frontal contra la corrupción.

Otro tema es el de la burocracia, en nuestro departamento hemos trabajado mucho, antes para entrar a la Gobernación necesitaban carnet de identidad, pero hoy las puestas están abiertas, estoy convencido que hubo un gran avance”, dijo Vásquez.

En cuanto a la industrialización sostuvo que se ha avanzado bastante, pero que es un inicio, porque Bolivia siempre fue comercializador de materia prima.

“En el tema de litio falta mucho por hacer, creo que en estos últimos periodos debemos acelerar para que la población vea que la industrialización genera mayores ganancias para todos”, reflexionó el gobernador.

INFORME

Luego de escuchar el informe de gestión del presidente de Bolivia, Evo Morales Ayma, el analista Carlos Sandy Antezana sostuvo, que el crecimiento en el país, al que se hizo referencia, se debe a la bonanza económica que se tuvo desde 2006, por los precios de las materias primas y no al desarrollo o progreso.

“Se ha empezado indicando que hemos tenido tasas de crecimiento importantes y por ende ingresos importantes, lo que quiere decir, que nosotros hubiésemos tenido un desarrollo en diversas áreas que han dado como resultado estas tasas de crecimiento y en mi criterio personal no es así, porque si vemos las estadísticas del INE, desde el 2005 o 2006 hemos empezado a tener una bonanza en el tema de gas, petróleo y minerales, como nunca se había visto en la historia de nuestro país, por tanto estos precios internacionales han hecho que los ingresos por la exportación de las materias primas hayan crecido sustancialmente en 10 o 12 veces cómo el Presidente mismo ha indicado”, Señaló Sandy.

Remarcó que el crecimiento no se debe a una planificación del desarrollo, o a una diversificación del desarrollo, sino simplemente a una coyuntura especial que tienen los países desarrollados respecto a la compra de las materias primas.

“En esto hay que ser sincero y honesto con el país, porque puede entender de otra manera y decir, qué milagro es el que se hizo”, indicó Sandy.

También dijo que si bien se han realizado algunas tareas, algo de infraestructura, caminos, inversiones en hidrocarburos, y algunos proyectos esporádicos sin ninguna planificación, no se han visto resultados.

Y es precisamente lo que se esperaba del mensaje del Presidente, que informe qué se espera con lo realizado, que diga qué visión tiene del país, hacia donde se ha ido estos 12 años, de gobierno del Movimiento Al Socialismo (MAS).

“¿Qué hemos hecho estos 12 años en esa visión de país que queremos, qué resultados hemos obtenido, cuáles son nuestras fortalezas y debilidades?, eso no se ha mencionado. Habla de una industrialización pero para ello nos falta muchísimo por desarrollar, en salud, educación, y en otros rubros, y eso era lo que queríamos escuchar, la orientación hacia donde vamos”, indicó el analista.

Concluyó expresando que no se ha visto que “el desarrollo” esté acompañado de una planificación para que se cuente con indicadores de progreso.

Entre los analistas también hizo algunas puntualizaciones el exasambleísta Eduardo Campos quien aseguró que se debe hacer una evaluación de los 8 años del Estado Plurinacional y 12 años consecutivos del régimen de Evo Morales.

Aseguró que el gobierno de Evo Morales goza de dos elementos vitales para cualquier gestión pública, el primero el respaldo popular expresado en las votaciones que se han repetido de forma mayoritaria para el actual Presidente, y la disponibilidad de recursos con los que cuentan, que debían garantizar a esta altura de la evaluación un resultado altamente positivo, “cosa que no sucede”.

“El Estado Plurinacional tenía el reto de lograr el contrato social, la paz social, que la sociedad Bolivia habiendo asumido la nueva Constitución pueda resolver sus problemas en paz y en democracia, lo que no se ha dado, hoy mismo estamos viviendo momentos de movilización”, refirió Campos.

Expresó que otro de los retos del Estado Plurinacional en particular y de la gestión de Evo Morales tuvo que ser la institucionalidad, porque si algo había detonado la hecatombe del periodo neoliberal era que la función pública se había convertido en un botín político.

Pero, por el contrario, mencionó, en vez de desaparecer se ha incrementado, sin ninguna vergüenza los jerarcas del gobierno exigen que los funcionarios sean militantes del partido cuando la institución pública debía ser un servicio civil, y debía garantizarse que los mejores hombres y mujeres accedan a estos servicios, para garantizar una eficiencia.

Un tercer elemento, para Campos, en un nuevo Estado es que a partir de su inicio se den las condiciones para que la población encuentre su realización, para que pueda alcanzar sus objetivos, como la generación de empleo, mejorar las condiciones de intercambio comercial con los vecinos y el mundo, generar las condiciones para la inversión, la seguridad jurídica, la tecnología y la ciencia, insertarse al mercado global “lo que no ha sucedido”.

“Como dato estadístico, Bolivia representa el 0.004 por ciento de la economía global, y nuestras relaciones con el mercado extranjero es baja, si no fue porque tenemos ductos que se construyeron hace décadas y acuerdos con Argentina y Brasil, Bolivia no tendría ingresos, en estos ocho años el gobierno no ha trabajado para generar alternativas de ingresos y recursos”, enfatizó.

Coincidió con Sandy y Vásquez al indicar que falta mucho para la industrialización, porque los ofrecimientos del gobierno, como el Mutún, como la planta de Bulo Bulo, incierta y que no garantiza que se pueda recuperar ni la inversión que supera los mil millones de bolivianos, y en cuanto a otros emprendimientos como el litio, no pasan de ser eso.

“Se conoce que en Uyuni hay una planta piloto, y con una planta piloto no vamos a encarar una comercialización seria, otros países están aprovechando teniendo recursos naturales menores que nosotros, claro porque sus salares son mucho más chicos que el de Uyuni, están encarando seriamente esto, y están vinculándose en los circuitos comerciales del litio”, explicó.

Y un tema que resalta Campos es la seguridad alimentaria en la que afirma que en vez de avanzar se ha retrocedido, porque a diferencia de hace 15 años Bolivia hoy compra más alimentos que antes, incluso la papa que viene de Perú, las frutas de Chile y otros.

“Hemos dejado de producir, porque no hay políticas serias de incentivo a la producción agropecuaria, en el oriente se han mantenido en los estándares del pasado con grandes restricciones, en vez de apoyarles se les ha perjudicado, Paraguay siendo mediterráneo como nosotros con las mismas dificultades y nivel de crecimiento, años pasados ha llegado a exportar 14 mil millones de dólares en soya, en cambio la exportación de Bolivia nunca ha pasado los 600 millones de dólares”, informó Campos.

Vemos, refirió, que gozando de tanto respaldo que tenía el Presidente Morales, y disponiendo de tantos recursos que históricamente jamás ha tenido el Estado boliviano no se han alcanzado metas, no hay paz social, no se ha institucionalizado el país, no se ha generado una economía productora que garantice una inserción en el mercado mundial y las exigencias sociales como es educación y salud no han sido resueltas.

“Hemos avanzado un modelo arcaico que llaman el socialismo del siglo XXI que no es sino la recreación de viejas prácticas obsoletas y derrotadas en la teoría y en la práctica, que pena que se copien estas prácticas que nos perjudica en nuestras oportunidades”, indicó la exautoridad.


Página vista 104 veces














ElFulgor.com © 2016-2017 Oruro, Bolivia