• close
    ORURO, 30 DE OCTUBRE DE 2020

Claman justicia por Fernando, el joven victimado por el padre de su ex pareja

Fue golpeado y luego arrollado por una camioneta que conducía el padre de su ex pareja, el 21 de septiembre pasado


Oscar Chávez
EL FULGOR.com

04 de octubre de 2020

timer 6 min. 54 seg.





La testigo acompañante de Fernando (der) y la madre de la víctima 

Familiares y personas cercanas a Fernando Magne de 23 años, el joven que perdió la vida tras ser golpeado y arrollado por una camioneta conducida por el padre de su ex pareja, piden a las autoridades obrar en justicia, al presumir que injerencias de algún tipo tendrían la intención de cambiar el curso de las investigaciones para favorecer al acusado.

No es extraño que en la charla de un grupo de amigos, o durante el quehacer de las actividades cotidianas que de a poco van volviendo a su cauce, se recuerde la tarde del 21 de septiembre de esta gestión, cuando las redes sociales “estallaron” ante un hecho que afirmaba que, un joven había sido arrollado por una camioneta en la zona Norte de la ciudad de Oruro. 

Hasta entonces las hipótesis eran varias; no obstante, con el transcurrir de los días, el testimonio de varias personas salió a la luz. Una riña entre Fernando, su expareja y el padre de la misma, término en su muerte, cuyas circunstancias todavía están siendo investigadas.

LA RECONSTRUCCIÓN DE HECHOS

Transcurrió una semana desde el día fatídico y las autoridades que indagan el caso, llevaron adelante el actuado de reconstrucción de hechos. La mañana del lunes 28 de septiembre, se inició un recorrido desde las calles 6 de Octubre y Santa Cruz, lugar conocido como “las cinco esquinas”, allí se presentó la persona que acompañaba a Fernando el día que fue victimado, la muchacha, de quien se reserva su identidad, narró con detalle el origen del conflicto hasta ver al joven malherido en plena vía pública.

El cuerpo de Fernando, tras confirmar su muerte 

Aquella tarde ambos habían visto llegar una camioneta roja que los interceptó de manera súbita, de él descendieron dos personas, Melissa O. expareja de Fernando y Carlos O., el padre, quien conducía el motorizado.

Fue el primer instante del conflicto, donde Fernando y la persona que lo acompañaba resultaron agredidos físicamente; según se dijo que, Melissa, reclamó al joven por su incumplimiento a compromisos familiares, ya que ambos habían concebido una hija que en la actualidad es de corta edad.

En el propósito de huir de la agresión, el muchacho corrió en dirección Este hacia la calle Potosí, desde “las cinco esquinas”; el conductor de la camioneta abordó nuevamente el motorizado, iniciando una persecución por la calle santa Cruz, Potosí y Campo Jordán, Fernando tomó curso nuevamente hacia la calle 6 de Octubre, pero no logró evadir a la camioneta que lo perseguía.

La testigo había llegado hasta la intersección de las Calles Potosí y Beni en su propósito de encontrar al muchacho, a lo lejos solo habría alcanzado a ver el impacto del motorizado contra la humanidad de la víctima que le “pasó por encima”; la agresión no terminó ahí, pues el conductor, la expareja además de una tercera persona, habrían bajado de la camioneta para continuar agrediéndolo, pese al estado en el que se encontraba. Este extremo ocurrió en las calles 6 de Octubre y Beni.

El vehículo que impactó contra su humanidad 

UN SEGUNDO TESTIGO

La declaración de la muchacha, acompañante de Fernando, afirmó desconocer lo que pasó cuando Fernando emprendió recorrido hacia la calle 6 de Octubre por la calle Campo Jordán, ya que ella se había quedado varios metros lejos. Aquí salió a la luz el relato de un segundo testigo, un vecino que reside por la zona del hecho, quien había visto correr a Fernando por la Calle 6 de Octubre desde la Campo Jordán en dirección Norte, y la camioneta que venía detrás suyo. En un determinado momento, el joven se habría ocultado delante de un vehículo estacionado para burlar a sus agresores, luego escapar hacia la avenida German Busch por la calle Charcas, no le resultó, la camioneta no lo había perdido de vista.

El segundo testigo, vecino del lugar 

Fernando dio “media vuelta” para regresar a la 6 de Octubre en dirección hacia la calle Beni, en esta intersección fue cuando la camioneta dio un salto brusco por un promontorio de tierra, terminando por atropellar a la víctima, fue entonces que los vecinos alarmados increparon al conductor, además de impedir su probable fuga hasta que la Policía llegue a este lugar para tomar conocimiento de lo sucedido y auxiliar al joven que aún se encontraba con vida.

“Yo hable con el chofer, le dije, qué ha pasado, porqué le has hecho así, (el conductor respondió) se me ha ido la mano”, sostuvo el testigo.

A pesar del auxilio brindado a Fernando, este murió mientras era atendido en el Hospital Obrero.

Dos días después, Carlos O., conductor de la camioneta, fue enviado a la cárcel de San Pedro de la ciudad de Oruro bajo detención preventiva, mientras el proceso investigativo continúa su curso.

LA INVESTIGACIÓN

Concluida la declaración de los testigos, familiares y el entorno de la víctima cuestionaron por qué dicho actuado de reconstrucción de hechos fue efectuado una semana después, al considerar que entre esos días, muchas pruebas se habrían perdido. El promontorio de tierra por el que brincó la camioneta había sido removido, así también otros elementos.

“No queremos pensar que están comprando la justicia, qué pueden encontrar a una semana de lo ocurrido, casi nada. Este (lugar) ya debían acordonar esa misma noche, pero ellos lo han querido hacer ver como un accidente de tránsito y esto no es un accidente, es un asesinato”, afirmó una familiar de Fernando.

De acuerdo a la valoración de los fiscales que investigan el caso, se aguarda que en 10 a 15 días los peritos del Instituto de Investigaciones Técnico Científicas de la Universidad Policial (Iitcup), presenten un informe de lo encontrado en la escena del crimen, además de otros que deben ser emitidos por la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc). Las familias de ambas partes aguardan por el contenido de dicha información.

“Esa familia (de los presuntos agresores) intimida y amenaza, a varios de los vecinos les han amenazado para que no declaren, lo único que nosotros queremos es justicia para Fernando, porque de no ser así, vamos a ir hasta la ciudad de La Paz, esto no se va a quedar así”, indicó otra familiar que se abstuvo de revelar su identidad.

OTRAS PERSONAS

Extraoficialmente se conoció que, Melissa O. y otra familiar, ocupante del motorizado, serán convocadas ante las autoridades al ser investigadas por el presunto delito de homicidio. Las grabaciones de cámaras de seguridad existentes en esa zona, serán importantes para determinar el grado de participación que tuvo cada uno de los agresores y determinar lo que en derecho corresponda.





ElFulgor.com © 2016-2019 Oruro, Bolivia