• close
    ORURO, 27 DE OCTUBRE DE 2020

EDITORIAL

Calentamiento global


REDACCIÓN
EL FULGOR.com
ORURO
28 de julio de 2019

timer 3 min. 3 seg.




El calentamiento global que sufre la humanidad no tiene precedentes en los últimos dos milenios, ya que es más rápido y abarca la totalidad del planeta.

Tres estudios recientemente publicados en las revistas Nature y Nature Geoscience, afirman que la Tierra a lo largo de su historia sufrió del aumento de temperaturas extremas.

Los estudios abarcaron el denominado como Periodo Romano Caliente durante el cual se registraron temperaturas altas en Europa entre los años 250 al 400 de nuestra era.

Así como la Pequeña Edad de Hielo durante la cual la temperatura descendió bruscamente, luego del año 1300.

Ninguno de estos eventos se produjo a escala global y esa es la diferencia con el actual calentamiento ya que abarca el 98 por ciento del planeta.

El aumento de la temperatura planetaria, según los expertos, es producida por la emisión descontrolada de dióxido de carbono (CO2), y ocasiona el alza de la temperatura con olas de calor que superan los 40 grados centígrados.

Es el fenómeno que en estos días soportan los habitantes de los países europeos que provoca muertes y un sinnúmero de problemas en todas las actividades humanas.

El calentamiento global que tiene su efecto directo sobre el clima produce también inundaciones en algunos lugares, sequías, como heladas en otros.

Un fenómeno provocado por la acción humana que el presidente de la mayor potencia mundial, insiste en negar con el argumento que la Tierra sufrió de estos fenómenos a lo largo de su vida y que el mismo pasará como los anteriores.

En Bolivia, el calentamiento global se siente especialmente con el derretimiento de los glaciares, el ejemplo es el Chacaltaya, otrora, la pista de esquí más alta del mundo, hoy es un enorme macizo de roca pelada.

Y aunque el intenso frío que afecta a nuestro país que provocó la caída de abundante nieve, la que cubrió las montañas de la cordillera haciéndola ver cubierta con un hermoso manto blanco, no significa que el calentamiento haya terminado.

El país soporta heladas en varias regiones que afectan a las cosechas especialmente de tubérculos propios del altiplano, además de hortalizas y otros sembradíos.

La humanidad debe prepararse para enfrentar los bruscos cambios de temperatura a través de acuerdos mundiales que, de hecho, ya se firmaron, pero que las grandes potencias industriales se niegan a ejecutar.

Para evitar que el calentamiento supere los dos grados centígrados respecto de la era industrial, se debe controlar y disminuir la emisión de CO2 o gases de efecto invernadero que las naciones industrializadas no quieren cumplir.

Hace poco surgió una nueva iniciativa que consiste en la plantación de millones de árboles en todo el planeta los que se encargarán de absorber el dióxido de carbono de la atmósfera.

En Bolivia y especialmente en nuestra región, está iniciativa debería ser considerada ya que aparte de eliminar el nocivo dióxido de carbono de nuestro aire, ayudaría a mejorar el clima y a una mejor calidad de vida.

El sueño de un Oruro verde, es posible convertirlo en realidad, si todas las voluntades se unen para frenar el calentamiento global y ofrecer a nuestros descendientes un medioambiente saludable.

 









ElFulgor.com © 2016-2019 Oruro, Bolivia