• close
    BOLIVIA, 18 DE JUNIO DE 2019

Su atractivo principal es el nevado Sajama

El Parque Nacional Sajama recibe alrededor de 30.000 turistas al año

Seis Guardaparques cuidan una extensión de 100.233, hectáreas, sin duda un trabajo titánico que con mucha dedicación y conocimiento los guardianes del Tata Sajama desempeñan todos los días. Bosques de queñua, pumas, vicuñas, suris y otras especies viven gracias a su aguda mirada y determinación cuando tienen que intervenir en alguna situación. Ahora ellos le cuentan a EL FULGOR.com, cómo trabajan y se capacitan.

PARQUE NACIONAL SAJAMA | Redacción | EL FULGOR.com | 09 de junio de 2019

timerTiempo estimado de lectura: 6 minutos, 24 segundos

El Parque Nacional Sajama, guarda especies animales de la región y muchos otros atractivos naturales.

Imponente, con sus nieves eternas cada vez más frías y sus más de 5.500 m.s.n.m, el nevado Sajama, el principal atractivo turístico del Parque Nacional Sajama, en el departamento de Oruro, recibe alrededor de 30.000 visitantes al año. Una vez en el lugar, los turistas nacionales y extranjeros pueden admirar los bosques de queñua y su fauna diversa, desde pumas hasta los quirquinchos, especies en peligro de extinción.

La primera área protegida del país, creada en 1939 y con una extensión de 100.223 hectáreas, cuenta con seis Guardaparques, que protegen y preservan la fauna y la floral que alberga. Ellos son los encargados de cuidar los bosques de queñuas,los árboles que crecen a la mayor altura en el mundo (de 3.600 a 5.200 m.s.n.m.), además de animales emblemáticos como los pumas, suris, quirquinchos, vicuñas y otras especies, que viven en este espacio altiplánico, mágico por estas peculiaridades pero también por sus geisers y aguas termales.

El Sajama conocida como la montaña sagrada de la cultura preincaica de los Carangas, se extiende sobre 247.653 acres y forma parte de la región Cordilleras Altas y Altiplano dentro de la Ecoregión Puna Sureña y Subecoregión Puna Desértica con Pisos Nivales y Subnivales (incluyendo la Vegetación Altoandina de la Cordillera Occidental).

El área protegida fue creada para preservar los bosques de queñua, los recursos naturales de la región altoandina semiárida, conservar especies de flora y fauna silvestre, proteger las cabeceras de cuencas y promover la investigación científica.

Lagunas de aguas termales a más de 4.000 metros de altura.

LOS SEIS GUARDIANES

Pedro Jiménez, uno de los Guardaparques, con 8 años de experiencia en este trabajo, revela que su tarea no sólo se limita a la conservación y preservación de la fauna silvestre y todos los recursos naturales, sino también que llevan el registro de los turistas que visitan el Parque.

“Actualmente tenemos el control de ingreso al Parque y tenemos visitas en un estimado de 30.00 turistas al año, ellos visitan los atractivos, el Nevado Sajama, los bosques de queñua, los geisers, admiran a los animales y todos los paisajes naturales, porque también tenemos lagunas de altura”, cuenta Jiménez

Pedro vive en la comunidad Suñi Papel Pampa, donde nació, creció y “gracias a Dios”, como él dice trabaja y vive con su familia.

Con sus 10 años de experiencia, Javier Carlos Mamani Choque, Guardaparque 2 del Parque Sajama, sostiene que el trabajo que realizan de protección y conservación es mucho más importante ahora que hace unos años, ya que la contaminación amenaza todos los espacios por donde el ser humano pasa.

“Protegemos la biodiversidad y posibilitamos la conservación de los recursos naturales, tratamos de cuidarlos de la contaminación, de la erosión, a causa de los mismos seres humanos no estamos tomando acciones para proteger nuestro planeta, por ello nosotros como funcionarios tenemos la obligación de reflexionar a nuestra sociedad, nosotros por ejemplo hacemos capacitaciones sobre temas medioambientales a estudiantes de colegios, escuelas, a recintos militares que tenemos en la frontera”, explica.

En este caso los Guardas son parte de las comunidades Sajama, Jaripe, Manasaya, Papel Pampa y otras que están asentadas en el Parque; ya que constantemente deben proteger a las especies nativas de la caza furtiva de la vicuña y otras especies en peligro de extinción como el quirquincho.

Una iglesia católica y al fondo, el imponente Sajama.

Asimismo, son responsables del cuidado de los visitantes, turistas nacionales y extranjeros que llegan emocionados al lugar para escalar el nevado Sajama y conocer la biodiversidad del Parque, disfrutar de las aguas termales, ver atardeceres hermosos, disfrutar de los geisers y su peculiar belleza.

“Nosotros velamos por la seguridad de los turistas, desde que llegan hasta que abandonan el Parque, porque una escalada al Sajama, por ejemplo, requiere de muchos equipos, mucha seguridad entonces les brindamos información para que ellos puedan regresar salvos a sus lugares de origen, es una responsabilidad grande para nosotros, la seguridad”, explica.

Ellos también velan por la preservación del buen uso de los recursos hídricos, ya que en la zona existe actividad de ganadería camélida, entonces apoyan con la construcción de sistemas de riego en las comunidades, con las pocas herramientas que cuentan con el fin de que los comunarios puedan conservar sus bofedales, los animales silvestres y camélidos.

El Guarda Germán Félix Choque Mamani, con 9 años de experiencia en el trabajo explica que en el Parque existen tres Distritos: Campamento Central Sajama, Lagunas y Comarapa, donde los Guardaparques rotan trimestralmente para conocer todos los rincones del Parque y conocer una información detallada de lo que sucede en este especio.

Germán vive en la comunidad de Lagunas junto a su familia, donde cumple diferentes tareas. “La verdad hemos ido aprendiendo día a día sobre la conservación y el tema de fauna silvestre, hemos ido profundizando nuestros conocimientos y ahora estamos en ese proceso, de capacitarlos más y más para brindar mejores servicios”, sostiene.

Los guada parques reciben sus certificados que los acreditan como Técnicos Auxiliares.

Técnicos Auxiliares en la Conservación de los Recursos Naturales

Los tres Guardaparques que hablaron con EL FULGOR.com, participaron en La Paz de la entrega de certificados a nivel Técnico Auxiliar, junto a 88 Guardaparques de las áreas protegidas Sajama, Tunari, Madidi, Pilón Lajas, Sama, Toro Toro, Cotapata, Apolobamba, Manuripi y el Reserva Eduardo Abaroa.

“Nos faltaba un cartón, un título que diga que somos y qué sabemos hacer entonces comenzamos con la certificación de competencias y luego seguimos capacitándonos como técnicos básicos y ahora somos técnicos auxiliares, y nuestra meta es llegar a ser técnicos medios, luego superiores y alcanzar la licenciatura y por eso estamos agradecidos con nuestro gobierno, el Ministerio de Educación y el Servicio Nacional de Áreas Protegidas, que nos han dado esta oportunidad de profesionalizarnos”, dice emocionado Javier Mamani, vestido con su uniforme color caqui, sus botas todo terreno y luciendo orgulloso el emblema del Parque Nacional Sajama en un bordado de la manga izquierda de su uniforme.

 


Página vista 66 veces




ElFulgor.com © 2016-2018 Oruro, Bolivia