• close
    ORURO, 29 DE OCTUBRE DE 2020

Para las elecciones presidenciales de octubre

Culpan a Mesa por entorpecer la unión de los opositores en un solo frente


Evelín López Tellería
EL FULGOR.com
LA PAZ
26 de mayo de 2019

timer 6 min. 53 seg.





Una impresionante multitud proclamó al binomio oficialista en el aeropuerto de Chimoré, luego la oposición sentó una denuncia en la justicia ordinaria por uso de bienes del Estado.

Tras la turbulencia que causó en el país el “espaldarazo” del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, a la cuarta candidatura presidencial de Evo Morales, el candidato de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa, pasó a ser el centro de ataques de no solo del partido oficialista, sino también de quienes están en la carrera electoral, que lo responsabilizan de haber obstruido toda posibilidad de conformar un solo frente para las elecciones presidenciales de octubre próximo.

Los anhelos por solidificar la unión de la oposición en un solo bloque para enfrentar al binomio presidencial oficialista, volvió al escenario público después de la visita del secretario general de la OEA y la multitudinaria concentración de militantes que congregó el Movimiento Al Socialismo (MAS) en la simbólica localidad productora de coca, Chimoré, municipio que hasta el 2005 era el centro de operaciones de las organizaciones norteamericanas de lucha contra las drogas (DEA y NASA) y que en ese mismo sitio en 2001, el embajador de ese país, Manuel Rocha, advirtiera al pueblo boliviano a no votar por Evo Morales, al compararlo con «Bin Laden» y a los cocaleros de «los talibanes andinos».

Aún emocionado por la multitudinaria proclamación, que según los cálculos del gobierno sobrepasó el millón de militantes y simpatizantes, Evo Morales, volvió  fustigar a la oposición a unirse para enfrentarlo en las justas electorales del 20 de octubre.

Tras dicho pedido, la oposición arremetió contra Mesa, señalándolo como responsable de la falta de unidad. Este aseguró que dejar su candidatura sería traicionar la voluntad de la población que lo respalda en las encuestas, aunque en los últimos sondeos de alcance urbano-rural de 2019, publicados por el matutino paceño La Razón, el presidente Morales logra aventajar  con el 38,1 por ciento de intención de voto, unos 11 puntos por encima de Mesa (27,1 por ciento).

El primero  en lanzar su artillería pesada contra el exvocero de la demanda marítima, fue Edwin Rodríguez, senador y candidato a la vicepresidencia por Bolivia Dice No, que según las encuestas ocupan la tercera posición con el 8,7 por ciento de preferencia. El demócrata aseguró que le rogaron a Mesa construir la unidad y éste no quiso.

“Si alguien es responsable de que hoy no haya unidad en la oposición, ese es el señor Mesa. La unidad no tiene que ser en torno a su capricho o a su caudillismo, no puede ser que se crea mesías para salvar Bolivia”, arengó en contacto con los medios.

En contrapartida a los Demócratas (principal componente de Bolivia Dice No) Samuel Doria Medina, jefe de UN los responsabiliza de inviabilizar la unidad opositora.

En tanto que el diputado Rafael Quispe aliado del candidato presidencial de Bolivia dice No, Oscar Ortiz, señaló que  Mesa no sólo es responsable de inviabilizar la unidad opositora antes de las Elecciones Primarias, sino que también es responsable de que Evo llegue al Palacio. “El desastre de que Evo esté en el Palacio y de su perpetuación, es Carlos de Mesa, él es el responsable", acusó Quispe.

En la misma línea Jaime Paz Zamora, candidato del Partido Demócrata Cristiano (PDC), citado por Correo del Sur, aseguró que la unión de la oposición quedó truncada por la "inmoralidad" de una de las candidaturas "fabricadas por la prensa", en alusión a Carlos Mesa.

Según Paz Zamora, Mesa adelantó su candidatura basado en las encuestas del diario Página Siete que le pronosticaba un leve margen de diferencia con el primer mandatario y que, en caso de un balotaje, con seguridad saldría victorioso; además, dichas encuestas, destacaban que si Mesa se aliaba con candidatos de la derecha, la ciudadanía le restaría votos.

Un poco más pragmático, el candidato por el Movimiento Tercer Sistema (MTS), Felix Patzi, señaló que lo que el Gobierno quiere es, precisamente, que la oposición se una en torno a Mesa para asegurar su triunfo, en base a descalificaciones y una guerra sucia de acusaciones.

 

Pese a que las encuestas se estacaron con tendencia a la disminución de seguidores a la candidatura del expresidente Carlos Mesa, su equipo de intelectuales que lo secunda insiste en que enfrente solo a Morales, sin bases territoriales para su campaña ni propaganda electoral

YA NO ES VIABLE

El candidato a la presidencia por la alianza «Bolivia Dijo No», Óscar Ortiz, afirmó el miércoles que la discusión sobre la unidad de los candidatos de oposición para hacerle frente al presidente Evo Morales, quedó atrás en noviembre de 2018 por el «personalismo» y «mesianismo» de algunos líderes de esa línea política.

Ortiz se refirió al tema horas después que la alianza Comunidad Ciudadana (CC) del expresidente Carlos Mesa sugirió una posible unidad con su partido, siempre y cuando renuncie a su candidatura.

ULTIMO ESFUERZO

En un último intento de conformar un bloque único de oposición --prácticamente desahuciado-- el viernes se reunió en Santa Cruz la dirigencia cívica del país, el Consejo Nacional de Defensa de la Democracia (Conade) y los candidatos de oposición, pese a que Carlos Mesa, fue tajante al aseverar que "Comunidad Ciudadana no va a ser parte de ninguna megacoalición".

El que mostró su respaldo fue el candidato del Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), Virginio Lema, quien afirmó que se tiene que hacer todo lo que se pueda para unir a la oposición, en apoyo a esta noción se encuentra, el líder de Unidad Nacional (UN), Samuel Doria Medina, quien insistió que, aunque haya "visiones diferentes" lo importante es que ya se esté empezando a debatir una posible alianza.

Pese a las buenas intenciones de las plataformas ciudadanas y los cívicos del país, hasta el cierre de la presente edición no se había logrado convencer a los partidos políticos en carrera a desistir de sus candidaturas para conformar una mega coalición.

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, señaló que “decir que Evo no puede participar, eso sería discriminatorio”

EVO VENCIO EN TRES OPORTUNIDADES

El mejor instrumento electoral de Evo Morales en las tres elecciones presidenciales ganadas con amplia mayoría, fue la imposibilidad de la oposición en conformar un frente monolíticamente unido. Si bien existieron varias candidaturas, que luego perdieron su  personería jurídica, la batalla del MAS se concentró en un solo candidato.

En la primera elección de 2005, Morales sorpresivamente superó con el 54% de los votos a Jorge (Tuto) Quiroga, quien había sido presidente de Bolivia entre 2001 y 2002.

El 2009  se enfrentó al ex alcalde de Cochabamba, Manfred Reyes Villa, con un categórico 63% del electorado, que además, le dio  dos tercios de la Asamblea Legislativa Plurinacional. En tanto que el 2014, el empresario Samuel Doria Medina, fue vapuleado  con el 60% de los votos.









ElFulgor.com © 2016-2019 Oruro, Bolivia